lunes, 22 de noviembre de 2010

Las NTIC y su relación con la educación

Las nuevas tecnologías con sus potentes herramientas y las ventajas que presentan desencadenaron un fenómeno sin precedentes desde la invención de la imprenta. Una “revolución pedagógica” que proyecta cambios sustanciales en las relaciones docente alumno y entre alumnos; y en la organización de la educación.
Las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones (NTIC), invaden los medios educacionales, comunicacionales y empresariales. Eso hace que el mundo que conocemos, tradicionalmente, (“real”), se sumen los entornos “virtuales” y de comunicaciones. Nuevos conceptos de trabajo, calidad y comunicación, estas comunicaciones difíciles de preveer en las actividades económicas.
La “Revolución del Conocimiento” esta transformando la economía, la política, la salud, la cultura, el ocio, etc.; también alcanza la educación: “La educación se apoya en los principios científicos y técnicos, tendiendo a identificarse con un modelo tecnológico de información y comunicación”. Se reconoce que “el progreso alcanzado en la última década en las tecnologías para el aprendizaje, sobre todo con las tecnologías de la información y de las comunicaciones, aporta las bases para nuevas perspectivas del aprendizaje”. Para analizar el impacto decisivo que este fenómeno esta produciendo en el mundo de la Educación, se pueden distinguir tres tendencias centrales que definen las concepciones, estrategias, modelos de trabajo, práctica y aplicaciones, tanto para sus actores individuales como para la institución:
- La centralidad de las NTIC como soporte propagador de conocimiento e información, en general, por encima de los obstáculos de tiempo y espacio;

- La multiplicación de los medios o recursos que facilitan y optimizan el acceso al conocimiento, a lo largo de su ciclo de creación, transmisión, utilización;
- El desafío de actualización permanente de los contenidos a ser transmitidos, ante la vertiginosa generación y desactualización del conocimiento;
- Nuevas Tecnologías de la Información y las Comunicaciones y Tecnología Educativa
La UNESCO, define a las NTIC como “el conjunto de disciplinas científicas, tecnológicas, de aplicaciones; las computadoras y su interacción con hombres y máquinas; y los contenidos asociados de carácter social, económico y cultural”.
Podríamos entender, como el resultado de la integración creciente de la informática, las telecomunicaciones y la microelectrónica. En primer lugar se destaca la importancia adquirida por la informática; que ha avanzado sensiblemente en el procesamiento de datos por computadoras a lo largo de los últimos cincuenta años.
Con el avance de las telecomunicaciones (telefónica y satélites), se fueron estableciendo redes remotas de computadoras, lo que originó Internet. Gracias a la microelectrónica, las computadoras (PC), llegan al mercado masivo en los años ochenta. Todo ello ha logrado  generar Internet en la última década.
Las nuevas redes de comunicación, tanto vía satélite, cable, fibra óptica, facilitan, ya de forma casi perfecta, un grado de interacción entre emisor y receptor. Esta interacción permite que el receptor vaya ajustando a sus intereses los productos, servicios y contenidos que el emisor le ofrece.


¿Cómo se relacionan con Educación?

- Facilitan el intercambio, estructuración y actualización de contenidos;
- Estandarizar actividades de apoyo;
- Hacer más interesante el aprendizaje;
 Optimizar y flexibilizar el tiempo de la enseñanza; promover la interactividad;
- Hacer que el profesor se convierta en facilitador de aprendizajes.
Con el desarrollo y la aplicación de las NTIC en la enseñanza, muchas Instituciones Educativas comienzan a desarrollar sistemas presenciales para sus ofertas de formación y capacitación, basadas en plataformas digitales que se asientan en las redes de comunicación o utilizando otras tecnologías, como las videoconferencias satelitales.
Las aulas o campus virtuales, a cuyos escenarios se accede conectándose a una red de comunicaciones, dejan de ser recintos con interior, frontera y exterior; convirtiéndose en espacios virtuales en los que se desarrollan las diversas acciones educativas, proyectándose a un público heterogéneo y disperso geográficamente.
El docente puede proponer a los alumnos ejercicios prediseñados, controlar a la distancia, lo que hacen, dondequiera que estos estén en el momento; corregirles interviniendo en su pantalla; sugerirles ideas, motivarlos, etc. Todo ello en un nuevo escenario, que no es físico sino electrónico.
Las NTIC, aplicadas al campo pedagógico tienen como objeto racionalizar los procesos educativos, mejorar los resultados del sistema escolar y asegurar el acceso al mismo de grupos excluídos. También se deben reconocer las Tecnologías educativas no vinculadas a las NTIC, con una amplia trayectoria previa.
Según Camacho Pérez (3) (1995), el espectacular desarrollo de las nuevas tecnologías y las exigencias de una sociedad cambiante han alterado la clásica definición de Tecnología Educativa (TE), propuesta por Chadwick (1997) que aunaba: teoría general de la comunicación, teoría general de sistemas y psicología del aprendizaje. Fernández, Huerta (1998), define la TE como un “sistema controlado de transmisiones eficientes de mensajes didácticos mediante el empleo de artificios o medios instrumentales con estrategias bien delimitadas”. O bien, según Gómez, Herrera, “Forma sistemática de diseñar, desarrollar y evaluar el proceso total de la enseñanza- aprendizaje, en términos específicos, basadas en las investigaciones sobre el mecanismo de aprendizaje y la comunicación, que ha aplicado una coordinación de recursos humanos, metodológicos, instrumentales y ambientales conduzca a una nueva educación más eficaz”.
En esta última definición más amplia y avanzada, las NTIC, son un aporte invalorable a dicha finalidad. Desde aquí, la TE y las NTIC, en un enfoque integrado, analizando los medios o recursos que globalmente ofrecen a los procesos de aprendizaje.


El Desafío Educativo del Siglo XXI
Para entender el fenómeno de la tecnología informática en las escuelas se debe profundizar en el concepto de tecnología educativa, en los siguientes términos; para la UNESCO, tiene dos acepciones:” Originalmente, ha sido concebida como el uso para fines educativos de los medios nacidos de la revolución de las comunicaciones, como los medios audiovisuales,, la televisión, ordenadores y otro tipos de de “hardware” y “software”. En un nuevo y más amplio sentido, como el modo sistemático de concebir, aplicar y evaluar el conjunto de procesos de enseñanza y aprendizaje, teniendo en cuenta a la vez, recursos técnicos y humanos y las interacciones entre ellos, como forma de obtener una educación más efectiva”. En el marco de esta definición, podemos citar a Narodowsky (2000), que nos plantea la necesidad de reconocer dos polos sobre la infancia: “La infancia hiperrealizada”, de la realidad virtual, y la “infancia desrealizada”, el de los marginales, excluídos, pauperizados y pobres. En el primer caso, el autor plantea como el acceso de los niños a la comprensión de los medios tecnológicos; en particular de las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación; donde la realidad en la que viven en su infancia es diferente a la clásica concepción de pedagogía. Los niños, hoy manejan las computadoras personales, los videos, los juegos a edades tempranas, y “aprenden” a leer y a escribir a través de las mismas; etc. Los adultos, en su mayoría son considerados como “analfabetos tecnológicos”; por lo tanto, ellos, no necesitaron pasar por etapas y llegar a ser adultos para participar de esa experiencia; en ese caso, el adulto, depende del niño y se invierte la situación de poder, que plantea la historia de la pedagogía. El autor menciona que este grupo de Infancia Hiperrealizada, tienen la capacidad de autorregulación frente al conocimiento y responden a dispositivos no necesariamente usados por adultos.
La segunda acepción, de la infancia des-realizada, es una infancia excluída del acceso a Internet por carecer de recursos económicos y el espacio de aprendizaje necesario para acceder a estos nuevos dispositivos que plantea la sociedad del Siglo XXI, pero su concepto de heterónomo tampoco se cumple; es autónoma dentro de las posibilidades del orden construído de las cosas, la normalidad de la nueva sociedad les dá las condiciones para ello, vive en condiciones de extrema pobreza.


Bibliografía:
Mura, Raúl. Las NTIC y su relación con la educación. Educación y desarrollo.www.ineduc.net


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada